Apple pidió a los usuarios del MacBook, MacBook Air y MacBook Pro que no tapen su cámara integrada o, si la tienen cubierta, no cierren la computadora, ya que ello podría causar daños a la pantalla.

“Si cierra el portátil Mac con la cámara tapada con una cubierta, puede dañar la pantalla, porque el espacio entre esta y el teclado está diseñado para que encajen por completo”, avisa la compañía estadounidense en una recomendación oficial publicada recientemente en su página web. Además, la cubierta puede impedir el funcionamiento del sensor de luz ambiental y de los ajustes de brillo automático o la tecnología True Tone, que hace que las imágenes parezcan más naturales.

En lugar de tapar la cámara web, Apple aconseja que los usuarios utilicen el indicador luminoso para determinar si la cámara está funcionando y que indiquen en ‘Preferencias del Sistema’ qué aplicaciones pueden utilizarla. “La cámara FaceTime HD integrada en el ordenador Mac […] cuenta con un indicador luminoso de color verde que se enciende cuando la cámara está activa”, recuerda la empresa de la manzana. En caso de que sea necesario tapar la cámara, se recomienda evitar las cubiertas que dejen restos y utilizar una que tenga un grosor menor que una hoja de papel (0,1 milímetros). Si tiene un grosor superior, hay que retirarla antes de cerrar el ordenador.