Un grupo de investigadores advierte que la welswitchia (Welwitschia mirabilis), una de las plantas más antiguas del planeta e icónica del desierto de Namibia, podría desaparecer durante los próximos años a consecuencia del cambio climático, según lo recoge un estudio publicado recientemente en ‘bioRxiv’. Basados en la observación de 1.330 ejemplares en 12 locaciones al norte de Namibia, los científicos determinaron por medio de un modelo de predicción una continua reducción del 69,47 % en la actual población de welswitchia, principalmente debido a la disminución de la calidad de su hábitat.

Tomando en cuenta los resultados de la investigación, los académicos aconsejan incluir a esta planta en el Libro Rojo de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN), bajo la categoría de “especie en peligro de extinción”. Esta especie endémica de Angola y Namibia, considerada un “muerto viviente”, no suele crecer más de 1,5 metros, mientras que sus hojas a ras de suelo pueden alcanzar una circunferencia mayor a 8 metros, informa ‘Science Direct’. Los ejemplares más antiguos conocidos se remontan a entre 1.500 y 2.000 años, de acuerdo con el portal ‘Botmuc’.