Además de destrucción y desolación, el paso del huracán Dorian ha dejado también imágenes impresionantes de una tormenta eléctrica que se formó en su vórtice. El meteorólogo Dakota Smith, del Centro Nacional de Investigación Atmosférica de EE.UU., reunió imágenes satelitales tomadas a finales de agosto y creó un video de este ‘espectáculo de luces’. Según confesó al portal ‘Science Alert’, de esta manera trató de “visualizar lo increíbles que son los huracanes”.

 

 

Los relámpagos en medio de un ciclón tropical no son una rareza, pero normalmente ocurren con poca frecuencia y suelen estar confinados a la periferia y no al ojo. Smith explicó que su formación en el ojo por lo general apunta a “una convección profunda” y significa que “la tormenta mantiene o aumenta su fuerza”.

A ello también apunta un reciente estudio, que determinó que los destellos tienden a aparecer con una mayor frecuencia justo antes de que la propia tormenta cobre más fuerza. Es por eso por lo que la detección y el análisis de los rayos puede ayudar a predecir la actividad de los huracanes y mejorar los pronósticos.