El Vino Tinto es un aliado en la Pérdida de Peso

El Vino Tinto es un aliado en la Pérdida de Peso

Contrario a lo que se solía pensar sobre el vino, el tinto en particular, posee características que son benéficas para la salud. Tomado en moderación, desde luego. Incluyendo la propiedad de activar un gen que impide la formación de nuevas células de grasa y nos permite estimular las existentes para depurarlas e ir eliminándolas poco a poco, por lo que resulta un conveniente aliado en la pérdida de peso.

Sin embargo, también es un buen mediador para mejorar nuestros procesos cognitivos. Resuelve las inflamaciones, evita el endurecimiento de las arterias ,y además, inhibe la coagulación mejorando así el riego sanguíneo, ayuda a evitar la aparición de los estreptococos y bacterias vinculadas a las caries, además de ser muy eficaz contra la gingivitis e incluso dolores de garganta.

Por otra parte, el vino tinto es un tesoro natural rico en polifenoles, siendo uno de ellos el beneficioso resveratol, una sustancia química rica en antioxidantes que nos ayuda a cuidar de nuestros vasos sanguíneos, ya que evita la formación de coágulos y la reducción del llamado colesterol “malo”, por lo que ayuda a limpiar nuestra sangre, evitar coágulos, protegiendo los tejidos de los vasos sanguíneos. Así pues, una simple copa de vino tinto eleva notablemente el potencial de nuestra salud cardiovascular.

También es un gran antioxidante. Un recurso natural capaz de bloquear por ejemplo el crecimiento de las células responsables del cáncer de mama o pulmón y gracias sus propiedades antioxidantes y astringentes logra evitar que las bacterias se adhieran a nuestra vejiga o riñones y optimiza, además, el filtrado y depuración de estos órganos, informa ‘Vinoteca’. No obstante, el abuso en su consumo puede ser perjudicial para la salud. Así que a tomar sólo una copa al día.

2018-10-17T09:20:45+00:00