Un video grabado por Joseph Anthony, un fotógrafo de Hong Kong, muestra las consecuencias que dejó la erupción del volcán Kilauea en Hawái. Las imágenes de las zonas afectadas por la lava muestran que un año después la tierra sigue siendo arrasada y las grietas siguen emitiendo el humo, reporta ‘RT’.

El Kilauea entró en erupción en mayo del año pasado. Recién en marzo de este año el Servicio Geológico de EE.UU. (USGS, por sus siglas en inglés) anunció que el volcán había dejado de tener actividad, por lo que los ciudadanos de la zona pudieron retomar sus vidas sin peligros.

La erupción destruyó más de 700 viviendas, y unas 2.000 personas fueron evacuadas.

“Hubo algunas áreas donde la lava no tocó las propiedades, pero las aisló y pueden no estar accesibles”, contó Joseph Anthony.