Un equipo internacional de investigadores descubrió en la isla indonesia de Borneo una nueva especie de planta carnívora que desarrolla trampas denominadas de caída, o de jarra, que captura a sus presas en el subsuelo, una característica hasta ahora desconocida en este tipo de organismos.

La nueva especie, bautizada como ‘Nepenthes pudica’, desarrolla bajo tierra, o directamente sobre el suelo, trampas de hasta 11 centímetros de longitud, con las cuales se alimenta de animales del subsuelo, principalmente de gusanos, ácaros y escarabajos.

Según detallan los académicos en un artículo, publicado recientemente en la revista PhytoKeys, las hojas de la planta son pequeñas, en relación al tamaño que el organismo alcanza, y carecen de clorofila, por lo que son completamente blancas. Sin embargo, la estructura de jarra conserva el color rojizo característico de las Nepenthes, familia taxonómica a la que pertenece. Si bien se conocen otros tres grupos de plantas que atrapan presas subterráneas, explican los expertos, estas se valen de mecanismos de captura muy distintos, y únicamente pueden atrapar organismos minúsculos.