La NASA anunció este jueves que probará un nuevo sistema de navegación en la Luna que aprovechará las señales transmitidas por el Sistema Global de Navegación por Satélite (GNSS, por sus siglas en inglés), que es el que emplean los servicios geolocalización en la Tierra, como el GPS.

De acuerdo con la agencia espacial estadounidense, se trata del Experimento del Receptor Lunar GNSS (LuGRE, por sus siglas en inglés), que fue desarrollado de manera conjunta con la Agencia Espacial Italiana (ASI) con el objetivo de determinar las primeras posiciones fijas durante un trayecto hacia a la Luna, así como en su superficie, mediante la recepción de señales provenientes tanto del GPS como de la constelación europea del GNSS, conocida como Galileo.

La NASA detalló que LuGRE recabará señales del GNSS durante su viaje hacia nuestro satélite natural, además de realizar experimentos de navegación a diferentes altitudes y en la órbita lunar, indicó RT.