El contacto con inteligencias extraterrestres es inminente. Pero no existen protocolos internacionales acerca de cómo los gobierno y empresas deberían reaccionar, ante el mensaje más importante en la historia de la humanidad. Por ello, un equipo de científicos de la Universidad de St. Andrews, insta a fomentar un compromiso mundial serio, encabezado por la ONU, para coordinar el manejo del mensaje extraterrestre y sobre todo la respuesta que la humanidad enviará de regreso.

El equipo liderado por el Prof. en Lingüística computacional, el Dr. John Elliot, creó el Centro de post-detección del Instituto para la Búsqueda de Inteligencias Extraterrestres SETI, en la Universidad de Saint Andrews, con el objetivo de reunir a un equipo central de investigadores y afiliados internacionales. Se harán cargo de la tarea de prepararse: analizar señales misteriosas, o incluso artefactos, y resolver todos los aspectos de cómo deberíamos responder.

“Hasta ahora, la atención se ha centrado en la búsqueda de señales, pero todo el tiempo ha habido una necesidad de saber, ¿qué vamos a hacer con ella? ¿Qué sigue?” “Necesitamos estrategias y escenarios para entender lo que tenemos que hacer y cómo hacerlo. Es como el lema de los Scouts: prepárate”.