La locutora australiana Kate Langbroek y su familia, se mudaron a una casa de 800 años de antigüedad en Bolonia Italia. Pero al sacarse una selfie junto a una amiga, pero la imagen mostró una misteriosa figura humanoide en el espejo, la cual parece tener la cabeza cubierta con alguna clase de manta.

La extraña imagen se acompañó del siguiente comentario: “Las personas que están siguiendo la mudanza de nuestra familia a Italia pueden saber de nuestra espera (estilo italiano) para mudarnos a nuestro departamento permanente, así que cuando @davoandy y @tashprendergast llegaron a Bolonia, los llevamos a un recorrido para verificar su progreso. Está en un antiguo palacio… parte construido en el 1300, y hay tres espejos gigantes en el salón, aparentemente del 1700. Tanta edad. Le dije a Tash: “Siempre pienso que si me doy la vuelta muy rápido, podré ver el pasado en este espejo…”

Así que nos reímos y decidimos tomarnos una selfie para ver si aparecía algo.

Mira por encima de mi cabeza. ¿¿¿Que demonios es eso??? Además, espero que si esa aparición blanca es un fantasma, al menos colabore con los renos para que finalmente podamos mudarnos.”