A pesar de que hayas escuchado advertencias sobre no comer carne de cerdo cuando se toman antibióticos, debes saber que no existen evidencias científicas que prohíban el consumo de este tipo de carne cuando se está bajo tratamiento con medicamentos de uso común, informa ‘El Heraldo de San Luis Potosí’.

La verdad tras los mitos de la carne de puerco cuando se ingiere junto a antibióticos incluye: No existen contraindicaciones médicas al consumir carne de cerdo y antibióticos. Sus proteínas tampoco representan riesgo al sistema inmune cuando se toman medicamentos, por lo que no aumenta la probabilidad de reacciones alérgicas a anti-bióticos. Asimismo, no es cierto que altere la absorción de los antibióticos debido a que sea de digestión lenta; de hecho, su digestibilidad es alta.

Como puedes ver, no existen razones clínicas para prohibir la carne de cerdo cuando se está medicado. En cambio, el consumo moderado de su carne magra brinda proteínas y aminoácidos esenciales que ayudan a combatir enfermedades.
Entonces… ¿hay alimentos a evitar al tomar antibióticos? No corres riesgo al tomar antibióticos y comer carne de puerco; sin embargo, debes estar atento a ciertos alimentos.

Asimismo, recuerda las siguientes recomendaciones sobre el uso correcto de anti-bióticos: Lee todas las instrucciones, advertencias y precauciones sobre contraindicaciones de los antibióticos que están impresas en los empaques. Si necesita más información, consulta a tu médico. Toma los antibióticos acompañados de un vaso con agua, a menos que tu médico te in-dique lo contrario. No mezcles el medicamento con bebidas calientes puesto que el calor podría alterar su eficacia.

Tampoco mezcles los anti-bióticos con alimentos, a no ser que te lo recomiende tu médico. Sigue las instrucciones en cuanto a cómo tomar correctamente antibióticos: dosis (respetando las horas entre estas) y duración del tratamiento. Es fundamental que cumplas con el tratamiento y no lo interrumpas aunque desaparezcan los síntomas de la enfermedad.

Los antibióticos son medicamentos seguros y de gran eficacia cuando son prescritos por profesionales de la salud. Sigue los consejos mencionados, ¡y no comas o bebas lo que no debas!